EEUU advierte a Maduro “se le ha acabado el tiempo”; crece la tensión

WASHINGTON.- El encargado especial de EE.UU. para asuntos de Venezuela, Elliott Abrams participó el miércoles de una audiencia en el Congreso y señaló que al presidente en disputa de Venezuela, Nicolás Maduro, “se le ha acabado el tiempo” y una nación “libre y próspera va a surgir”.

Abrams respondió preguntas de representantes demócratas y republicanos en medio de la severa crisis política que atraviesa Venezuela.

“La política de Estados Unidos en Venezuela es la de apoyar los esfuerzos del pueblo venezolano en la restauración de la democracia en el país”, dijo Abrams durante la audiencia.

Además de Abrams participaron en la audiencia en Washington la subsecretaria adjunta de la Oficina de Recursos Energéticos del Departamento de Estado, Sandra Oudkirk, y el administrador auxiliar interino de la Oficina para América Latina y el Caribe de la Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional (USAID), Steve Olive.

La audiencia bajo el título: “Venezuela en la encrucijada” tuvo lugar cuando crece la tensión en la nación sudamericana por temas como la ayuda humanitaria estadounidense, que sigue varada en un centro de acopio en Cúcuta, Colombia, debido a la negativa a dejar pasarla del presidente en disputa Nicolás Maduro y los militares que lo apoyan.

Maduro no admite que existe una crisis humanitaria, y dice que la medida de Washington es parte de un “golpe de estado” y un pretexto para una supuesta “invasión extranjera”.

La audiencia ocurre 24 horas después de que el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, aseguró que la ayuda, que consiste en grandes cantidades de alimentos y medicamentos, entrará al país el próximo 23 de febrero.

El funcionario de USAID en la audiencia, respondiendo a la pregunta de un representante acerca de si se estaría “politizando” la ayuda humanitaria que se busca hacer llegar a los venezolanos, reafirmó que existe una crisis en este sentido.

“Vemos una crisis en el campo médico, las enfermedades contagiosas que previamente habían estado controladas han empezado a resurgir (…) Estoy orgulloso de que EE.UU. tiene una tradición probada de mantenerse en apoyo de Venezuela y continuaremos apoyando su lucha por la democracia”, dijo Olive al Congreso.